Las calles de Santiago de Chile fueron hoy escenario del espectáculo "Neruda viene volando", un pasacalles repleto de color, música y textos para recordar la vida y y obra del poeta Pablo Neruda.



La comitiva estuvo encabezada por una figura del poeta de 20 metros de largo y cuatro de alto que sobrevoló los barrios capitalinos de Recoleta, Independencia y Santiago.

Detrás, más de 600 actores de una compañía de teatro llenaron las calles de color y textos del Nobel de Literatura, fallecido en 1973 pocos días después del golpe de Estado de Augusto Pinochet.

El pasacalles, que terminará este domingo, se detendrá en quince estaciones que representan los hitos de la vida del poeta, desde su infancia en el sur del país a sus relaciones amorosas y su relación con España.

El recorrido de este sábado finalizó en la Plaza de la Paz, frente al Cementerio General, con música en vivo y una obra de teatro.

Mañana el viaje del poeta continuará cerca de la Estación Mapocho con un espectáculo en honor a la llegada del barco a Valparaíso en 1939 del Winnipeg, un barco repleto de refugiados españoles que huían de la guerra civil gestionado por Neruda.

El final será en la Plaza de la Constitución con un espectáculo de imágenes que se proyectarán sobre el Palacio de La Moneda, la sede de gobierno. EFE