El interés de la Met, también conocida como Scotland Yard, en recurrir al instinto de caza de esas aves ha surgido después de que se hayan realizado pruebas con estos animales especialmente adiestrados en los cuerpos policiales de Holanda.


Un dron es todo aquel vehiculo no tripulado y piloteado por control remoto.

La Policía Metropolitana de Londres (Met) se plantea la utilización de águilas adiestradas para interceptar drones ante el creciente uso que se ha hecho de esos aparatos aéreos para cometer crímenes, confirmó hoy el cuerpo.

Los drones -aparatos aéreos conducidos sin piloto, controlados por control remoto- son utilizados actualmente por las fuerzas policiales para grabar imágenes en lugares de complicado acceso como, por ejemplo, acantilados.

No obstante, la cadena británica BBC señala hoy que el creciente uso de esa nueva tecnología por parte de delincuentes y grupos terroristas ha suscitado preocupación entre las fuerzas del orden.

En esos casos, las águilas adiestradas serían empleadas para derribar los drones sospechosos, que esas aves percibirían como presas.

“Como es de esperar en cualquier organización que se está transformando, nos interesan todas las ideas nuevas e innovadoras y, por supuesto, estaremos atentos al uso que hace la policía holandesa de la águilas”, indicó hoy un portavoz de la Met en declaraciones al citado canal.

El pasado noviembre, el ministerio británico de Justicia reveló que agentes recuperaron un dron que había sido empleado para robar teléfonos móviles, tarjetas SIM y drogas en Manchester (norte de Inglaterra).

Durante los primeros cinco meses de 2015, ese ministerio registró nueve amagos en los que se trató de utilizar drones para infiltrarse en prisiones de Inglaterra y Gales.

EFE