Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, todos los vehículos acabaron de acceder a Muadamiya al Sham, Madaya y Al Zabadani, en la periferia de Damasco y sitiadas por las fuerzas del régimen y su aliados; y a Fua y Kefraya, en la provincia septentrional de Idleb y rodeadas por el Frente al Nusra.


Varios convoyes con alimentos y medicinas, organizados por la ONU y la Media Luna Roja, entraron en esas poblaciones

El reparto de ayuda humanitaria a cinco localidades asediadas del norte y el centro de Siria se ha completado ya con la entrada de todos los camiones que transportaban la asistencia, informaron ONG.

El miércoles, varios convoyes con alimentos y medicinas, organizados por la ONU y la Media Luna Roja, entraron en esas poblaciones.

En un comunicado, publicado anoche, la Media Luna Roja Siria precisó que 115 camiones con paquetes de comida, harina y medicinas llegaron a las cinco áreas asediadas.

Un total de 18 vehículos accedieron a Fua y Kefraya; mientras que 65, a Madaya y Al Zabadani; y 32, a Muadamiya al Sham.

Dos clínicas móviles y personal médico de la organización acompañaron a estos convoyes junto con 170 voluntarios de la Media Luna Roja siria.

Anteayer, el Gobierno sirio dio luz verde a la ONU para el envío de asistencia a esas localidades, además de a las zonas de Kafr Batna, en las afueras de la capital siria, y de Deir al Zur, en el noreste del país.

El permiso gubernamental vino después de una visita a Damasco del mediador Staffan de Mistura, que tras reunirse con el ministro sirio de Asuntos Exteriores, Walid al Mualem, adelantó que se intentaría llevar ayuda a áreas sitiadas, en una acción con la que se pondría a prueba la voluntad del Gobierno sirio.

Estas palabras no gustaron al Ejecutivo de Damasco, que respondió que no permite que nadie ponga a prueba su seriedad y acusó a De Mistura de hacer declaraciones a los medios de comunicación “completamente contradictorias” con el contenido de las reuniones conjuntas que mantienen.

Según la ONU, unas 486.000 personas viven en alguna de las 18 zonas cercadas militarmente en el territorio sirio, la mayoría por las autoridades, que necesitan recibir asistencia de emergencia.

EFE