“… Pero un día, el potente león, rey de los animales, fue gravemente herido por las flechas de un cazador, y huyó, buscando reposo y guarida. Mas, ¡ay!, en aquel […]


“… Pero un día, el potente león, rey de los animales, fue gravemente herido por las flechas de un cazador, y huyó, buscando reposo y guarida. Mas, ¡ay!, en aquel momento de angustia tuvo que sufrir las coces de los asnos salvajes y las dentelladas de los chacales, que no mucho antes devoraban los restos de los festines del monarca. Tal es la vida, hijo mío, cuando los altos caen, entonces llega el día de los más bajos.” (Antigua fábula persa)

Se dice que un Presidente es aquel que ve las próximas elecciones…. Y el Estadista es quien ve las próximas generaciones…y eso lamentablemente está sucediendo en Paraguay. Poco a Poco el gobierno de Horacio Cartes va llegando a su etapa final con una serie de aciertos y muchos errores, con la avaricia de ser nuevamente y por segunda vez quien dirija la vida del pueblo guaraní.

Rodeado de “aprovechadores” quienes se cuelgan de las ubres del estado para extraer lo más que puedan para sí mismos en detrimento de la población quien día a día y con sacrificios enormes apenas consiguen pagar sus cuentas y llevar el pan a sus mesas.

Estos nuevos agoreros pregonan a los cuatro vientos que si el actual presidente se candidata a una reelección, lejos la ganaría y es que, seguramente se les están vaciando los bolsillos y tienen que volver a hacer caja. Son los mismos que en el año 2011 se oponían férreamente a la enmienda constitucional que permita incluir la figura de la reelección en la Carta Magna Paraguaya.

 

horacio-cartes-_702_573_1194890

¿Pero porque ahora han cambiado de opinión?

El problema de fondo es que Horacio se cree su propio delirio y que estos “zánganos” colorados y de otros colores ajustan sus expectativas a una realidad que les conviene. El actual mandatario, cual marioneta circense se ha convertido en un iluminado útil quien baila al ritmo de las adulaciones de estos descarados quienes no dudan en colocar a sus parientes, amigos o amantes en cómodos y gananciosos puestos estatales.

Lamentablemente no hay una luz al final del túnel y en la vereda de en frente solo se observan mojigatos quienes vestidos de una supuesta oposición esperan atentos el momento correcto para obtener el turno de acaparar parte de la torta que queda. Clanes como los: Franco, Lanzoni o Saguier…miran de reojo como sus oponentes se aprovechan de un país que lentamente va agonizando.

 

fotografia-del-ano-1906-de-un-grupo-de-veteranos-de-la-guerra-de-la-triple-alianza-1864-1870-conflicto-belico-que-termino-un-1-de-marzo_

En 1914 el Teniente Manuel Frutos, uno de los valientes sobrevivientes de la Guerra de la Triple Alianza, decía ante un medio periodístico europeo lo siguiente;
“Fuimos muy ricos, señor; nadábamos en la abundancia, éramos felices. Mi pueblo natal, Ybytimí, hoy pobre villorrio, tenía entonces veinticuatro escuelas y en el presente apenas tiene una. Con esto le digo todo…No había ciudadano que no tuviera su casa, sus útiles de labranza y extensos sembrados. No conocíamos el hambre. Éramos una raza bien alimentada, sana y fuerte. Éramos alegres y dichosos…a pesar de lo que llaman nuestra tiranía, gobierno patriarcal, ejercido por verdaderos patriotas, que solo deseaban la prosperidad de su país…Pero vino la guerra y todo lo perdimos. Peleamos desesperadamente, porque todos teníamos algo que perder y porque amábamos nuestra tierra con locura…”

Desde Chile vemos que los tales seguirán y en un país donde un vendedor de Libros llegó a ser senador de la nación y donde un periodista mediocre pudo ser presidente del país…..seguirán violando y usurpando una riqueza que ya queda poca…..pero esas son otras historias….
@cocoriquelme

Víctor Riquelme
Blogero, escritor, Chileno de nacimiento y Paraguayo por adopción…por siempre un aprendiz….