El llamativo hecho ocurrió en las costas de la playa de Boca Ratón, Florida, este domingo.


Lo curioso es que el animal mordió a la mujer y no quiso soltarla. Incluso siguió con las mandíbulas apretadas cuando lo sacaron del agua.Continuó de la misma manera cuando otro bañista salió al rescate y lo mató. Nada lograba soltarlo. Ni siquiera cuando pusieron a la mujeren una camilla para llevarla al hospital.

La buena noticia es que la mujer de 23 años fue llevada al hospital donde los doctores pudieron retirar el tiburón y se encuentra a salvo, a que el tiburon conocido como “nodriza” solo mordisqueó bastante de su antebrazo derecho.

Los tiburones nodriza son comunes en las aguas poco profundas y pueden crecer hasta medir más de cuatro metros de largo. Este tenia apenas 60 centímetros de largo.