Lo afirmó en un comunicado la Cámara Paraguaya de la Industria Cerámica (CPIC). Señalan que la viviendas de RC4 no estarán en Navidad y que los materiales cerámicos fueron dejados de lado con el argumento que retrasaban la obra.


 

La Cámara Paraguaya de la Industria Cerámica, desaprobó profunda la actuación de la Ministra de la Secretaría Nacional del Hábitat y la Vivienda, Soledad Núñez y la responsabilizó de dejar a más de 472 trabajadores/año sin empleo.

Señalan que si bien no se tiene estadísticas sobre el total de viviendas sociales proyectadas por la actual administración de SENAVITAT, con relación a las viviendas licitadas a través del portal de contrataciones públicas, más del 20% de las viviendas se realizan con materiales prefabricados.

Remarcan que esto contradice las declaraciones de la Ministra Soledad Nuñez, quien afirmó que no más del 10% de los proyectos de viviendas de SENAVITAT se realizan con materiales prefabricados (ver http://www.abc.com.py/edicion-impresa/economia/senavitat-dice-que-cifras-son-reales-y-que-terminaran-20000-viviendas-1513574.html) y que esto se evidencia con el estudio realizado por la Cámara de todas las licitaciones realizadas por la SENAVITAT desde el año 2013, en un total de 20 llamados, donde se pudo constatar que, descontando los llamados declarados desiertos, entre el 22 y 26% fueron con materiales prefabricados. Cabe resaltar que en el año 2013 no se realizó ninguna licitación para construcciones nuevas.

Esto significa que de 9.865 a 12.498 viviendas licitadas y que no se declararon desiertas (el rango de valores es debido a que los contratos abiertos establecen un mínimo y máximo de viviendas a ser construidas), de 2.551 a 2.711 fueron con materiales prefabricados.

Si tomamos el valor mínimo, y considerando que según nuestros estudios técnicos, cada 1000 viviendas prefabricadas deja sin empleo en forma directa a 185 trabajadores durante todo un año, perdieron empleo con esta política de SENAVITAT (2551÷1000×185 =) 472 trabajadores, es decir, 472 familias perdieron su sustento durante todo un año.

 

La CPIC afirma que los materiales prefabricados “son de dudosa calidad, durabilidad e inocuidad, siendo los materiales cerámicos los preferidos por la gente, adecuados a nuestro clima y a nuestras costumbres, además de tener un precio menor”.

“Exigimos que SENAVITAT deje de destruir la industria y el empleo nacional, e implemente junto al Ministro de Hacienda, políticas de reactivación económica, utilizando a la construcción como principal dinamizador, por su capacidad de generar una enorme cantidad de empleo no calificado, además del calificado y profesional”

“Exigimos que se cumpla lo que dice la Constitución Nacional (Preferencia al trabajador nacional, Art. 87°) y a la Ley del Presupuesto, que establece el uso de materiales nacionales en las construcciones públicas”

“Queremos para cada familia que habita este suelo, una #CasaParaTodaLaVida. Por eso decimos #MiCasaSoloCerámica” finaliza el comunicado.

 

Compartí: