Lo normal sería glorificar al vencedor en un artículo que recorre el archivo histórico de un inmisericorde rally como este, y más si consideramos que en esta ocasión tratamos una derrota como algo épico, pero no puede negarse que el estar cerca de ganar un Dakar y ver como la posibilidad se acaba es algo que también forma parte de los recuerdos. En este capítulo recorremos aquellos momentos donde algunos pilotos quedaron con las ganas de ver la bandera a cuadros en el primer lugar.


El Dakar también recuerda a quienes perdieron de forma impensada.

Sébastien Loeb  Su anécdota es la más reciente y quizá la más impactante por las circunstancias. El piloto galo que venía de arrasar en el WRC, establecer el récord para el Pikes Peak y de paso experimentar en el Mundial de Turismos, se animaba a fortalecer los lazos con PSA Peugeot-Citroën  subiéndose al Peugeot 2008 DKR.

c50a30acf15f49d7ad46b3b139b38fa9
Loeb en el Dakar de 2016

Como si fuera poco sumar otro ex piloto de rallyes al Dakar, Loeb tuvo todas las de ganar hasta que un vuelco lo apartaba de la victoria siendo superado por su compañero Stéphane Peterhansel en 2016.

Stéphane Peterhansel. Y hablando de Roma, “Monsieur Dakar” también pasó por una derrota ciertamente amarga en 2014, y el calificativo se ratifica cuando recordamos que fue obligado “a bajar el ritmo para asegurar posiciones”. En aquella edición corrió para Mini y tuvo como compañero de equipo al español Nani Roma; este último lideró cómodamente desde la quinta etapa pero Peterhansel se puso en campaña y persiguió a su colega a como diera lugar.

imagen-peterhansel-0
Peterhansel en el Dakar de 2014

Y lo lograba, pues conseguía recortar las diferencias hasta sólo 2 minutos y 15 segundos. Aún cuando Roma había tenido un pinchazo que le permitiera retomar el liderato a Peterhansel, acató con evidente desagrado las órdenes del equipo permitiendo ganar al español.

Marc Coma. Cuando no estaba al frente de la competencia, se dedicaba a correrla e incluso ganarla, pero esta derrota de 2012 es aún “de película” pues se dio tras una apelación por parte de Cyril Despres. Un error de navegación facilitó al francés ponerse al frente tras la tercera jornada a 10 minutos del español. No obstante, un percance lo dejó varado en el barro y Coma dominaba la competencia con 9 minutos y 32 segundos de ventaja.

marccoma2012dakarrallydaythirteenwj5x5j4cdkml
Coma en el Dakar de 2012

¿Pero por qué ganó Despres? La apelación, finalmente concedida, ante las autoridades se debía a que una zona en la octava etapa no estaba señalizada en el libro de ruta. Por si a la “guerra” aún le faltaba condimento, una avería en su caja de cambios y una penalización de 45 minutos por cambiar el motor por segunda ocasión acentuó la victoria de Després .

La competencia se llena de matices cuando el tema de conversación tiene de por medio aquellas situaciones en que la victoria se escapa de las manos, y es probable que alguna situación similar se repita en esta edición; entretanto, seguir recorriendo el pasado es una forma de apuntar al futuro es la tarea a realizar para conocer más de la rica historia de esta competencia.

Luis Enrique Acosta – (@luacostav)

Compartí: