0006838111
Descargar el Audio

Juan Manuel Cano (viceministro de Obras) dijo que la prioridad es "el tramo cero" que va desde San Lorenzo hasta el desvío de SanBer. El segundo tramo va desde el desvío hasta Coronel Oviedo y el tercero desde Oviedo hasta el empalme donde empieza Tape Porá. En total se duplicarán 170 km y la inversión asciende a los 527 millones de dólares. El funcionario explicó los procesos seguidos durante el período licitatorio y defendió la concesión por vía de la APP.


 

Por su parte, Fernando del Campo (representante del Consorcio Rutas del Este —que construirá la duplicación de las rutas 2 y 7— ) dijo que la ejecución de este proyecto, mediante la ley de Alianza Público Privada (APP), permite que Paraguay sea visto como un país de inversión para las entidades financieras del mundo entero.

Esto es debido a que la ley de APP es una herramienta que utiliza la inversión privada para la construcción de grandes obras de infraestructura. En este caso, con la ley APP, se construirá la duplicación de casi 142 km en las rutas 2 y 7, por donde circula el 70% de la economía nacional. “Una obra emblemática, esperada por todos los paraguayos”, sostuvo. El sector privado aportará USD 520 millones.

Con la ley de APP cada oferente debe presentar no sólo el diseño, sino también la fuente de financiamiento de un proyecto en particular, lo que abre un mercado para los bancos interesados en trabajar en forma conjunta con las empresas constructoras.

El Consorcio Rutas del Este está constituido por la empresa española Sacyr, la portuguesa Mota Engil y la paraguaya Ocho A.