Un agente de policía disparó a un hombre que había intentado agredirle en la explanada frente a la catedral de Notre Dame de París.


La prefectura de policía ha pedido a la población a través de Twitter evitar ese lugar, ya que hay “una intervención en curso”.

Las fuentes explicaron que “a priori” los policías que fueron objetivo del ataque del hombre han resultado ilesos, aunque el agresor “sí está herido”, sin especificar su estado.

Según el canal de información “BFMTV”, el agresor trató de atacar a los agentes que se encargan de la seguridad en la plaza de la catedral parisina, uno de los lugares más concurridos por los turistas en la capital francesa, armado con un martillo, tras haber amenazado a otras personas.

Un periodista en el lugar pudo comprobar que las fuerzas policiales han desplegado un amplio perímetro de seguridad en torno a la explanada de Notre Dame y de las calles aledañas, en pleno corazón de París.

Desde el cordón policial se pueden apreciar decenas de vehículos de las fuerzas de intervención rápida de la policía gala. EFE