El Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), el Ministerio de Educación y Ciencias, junto con la Embajada de Francia y la Alianza Francesa entregaron esta semana el “Premio Nacional Juvenil de Ciencias Pierre et Marie Curie 2016”. En el acto se lanzó la edición 2017 del certamen que reconoce trabajos en las áreas de Ciencia, Tecnología e Innovación.


“Todo depende del amor y dedicación que estés dispuesto a dar”, refirió en un emotivo discurso el joven Luis Vega, uno de los tres estudiantes que obtuvieron el primer puesto del “Premio Nacional Juvenil de Ciencias Pierre et Marie Curie 2016”.

Vega integra el equipo del Colegio Nacional Rigoberto Caballero (Misiones), que ganó el primer puesto del concurso con el proyecto “Biocombustible la alternativa del presente y la solución del futuro”, bajo la tutoría del profesor Pascual Caballero.

El evento, desarrollado en la Alianza Francesa el miércoles último, contó con la presencia del Ministro de Educación y Ciencias, Enrique Riera, el Ministro del Conacyt Luis Alberto Lima, el embajador de Francia, Jean Christophe Potton y otras autoridades. En el mismo acto se lanzó la edición XV del ya tradicional certamen para nuevas postulaciones en las áreas de Ciencia, Tecnología e Innovación.

El presidente del Conacyt destacó la importancia de este tipo de actividades para incentivar la investigación en los jóvenes y elogió el nivel de los proyectos presentados al certamen.

“Para el Conacyt es una gran alegría participar de un acto de premiación de esta naturaleza. Nos encontramos siempre con proyectos y con iniciativas que cada vez nos sorprenden más. porque el nivel de los trabajos presentados están siendo juzgados por los científicos del más alto nivel que tenemos en el país”, dijo.

Destacó que el fin principal de estos concursos es incentivar la creatividad de los jóvenes, dirigido al área científica, al área tecnológica y a la innovación “porque eso es lo que necesitamos” en el país. “Necesitamos que sean incentivados a que les guste la ciencia y la tecnología, y que luego sean buenos profesionales y científicos” expresó.

Señaló además que desde hace años los primeros lugares del Premio son ganados por colegios del interior del país.

Por su parte, el ministro Riera felicitó a los estudiantes por el ingenio desarrollado en sus proyectos, al tiempo de reconocer la labor de los docentes que acompañan y apoyan el certamen, incentivando a los alumnos a forma parte de la misma.

“Sería un gran orgullo que científicos paraguayos empiecen a marcar el paso; los conocimientos son para la humanidad”, enfatizó, luego de compartir varias anécdotas de su paso por el Viceministerio de la Juventud.

Premiados 2016 y postulación 2017

El segundo lugar lo obtuvo el Colegio Privado Campo Verde (Concepción), con el proyecto “Bici cargador Ecológico” y el tercer lugar, el Colegio Nacional EMD Mcal. José Félix Estigarribia, con el proyecto “Bicicleta Cargador de Batería”.

Al cuarto lugar llegaron dos equipos, el del Colegio Privado Nihon Gakko, (Fernando de la Mora-Central), con el proyecto “Aprovechamiento de la acumulación de aguas servidas para la producción de energía eléctrica en el barrio Kokue Guazú de la ciudad de Fernando de la Mora” y el Centro Educativo Pytyvö (San Lorenzo-Central), con el proyecto “Nutrialpis. Leche de alpiste”.

Todos los ganadores recibieron becas para estudiar francés y también microscopios y enciclopedias para sus respectivos colegios.

A los ganadores del primer premio, Luis Verón, Ignacio Mosqueda y Jesús Vera, el Conacyt obsequió además computadoras portátiles.

La edición 2017 del Premio ya está abierta para postulaciones y de ella podrán participar los estudiantes de nivel medio de todo el país con trabajos de investigación en las áreas de ciencias, tecnología e innovación. El reglamento del certamen puede leerse en www.conacyt.gov.py

Agencia IP