Descargar el Audio

Fue en una de las respuestas a los exhortos enviados por Argentina entre 2013 y 2017. Dijo que a partir de ese momento "comenzarían a investigar".


El dato curioso es que las pruebas ocupan todo un tomo de la investigación que la Comisión de Verdad y Justicia puso a disposición del Ministerio Público. Y esto sin tener en cuenta que en 2008 el Senado homenajeo públicamente a los sobreviviente del genocidio.

El abogado español Aitor Martínez Jiménez recordó que el exterminio empezó con “la expansión hacia el este” y el desarrollo de los latifundios agrícolas.”Los achés no conocian la propiedad privada y mataban las vacas de los terratenientes que comenzaron a protestar hasta que toma intervención el Ministerio de Defensa. Se les dio caza y se los confinó a la colonia nacional Guayaki (“rata de monte”). Los niños fueron vendidos como mano de obra esclava y las niñas como prostitutas”.

Martínez contó que todo esto fue descubierto por un antropólogo alemán que vino a estudiar la lengua y se encontró con la mencionada colonia que describió como “un campo de exterminio”.

“Lo denunció ante al CIDH y fue portada de New York Times”.

Sin embargo los hechos no se investigaron “ni durante la dictadura stronista ni con la llegada de la democracia”.