¡Mucho cuidado con los fuegos artificiales! Más ahora que nos acercamos a las fiestas de fin de año! Unas 48 personas han muerto y otras 43 resultaron heridas en un incendio ocurrido en una fábrica de pirotecnia en indonesia de Tangeran, según las autoridades.


“Las personas sufrieron quemaduras tan serias que no se les podía ver la cara”, dijo el rescatista Deden Nurjaman, quien destacó que cree que la cifra de fallecidos seguirá aumentando y que publican las agencias internacionales.

“Sospechamos que hay todavía cuerpos atrapados dentro del edificio”, declaró el portavoz de la Brigada de Bomberos Herman, que como muchos indonesios tiene un solo nombre.
Los fuegos artificiales son muy utilizados en Indonesia, y son muy fáciles de conseguir. Testigos presenciales declararon a las autoridades que una explosión dañó parte del techo del edificio y provocó un “fuego descontrolado”, según el informe policial provisional.
Imágenes de video presentadas en las televisiones locales muestran una enorme columna de humo negro saliendo de la fábrica. La Policía de Tangeran indicó que el fuego estalló por la mañana cuando 103 trabajadores se encontraban en esta fábrica ubicada en el subdistrito de Kosambi, que llevaba abierta menos de dos meses.

Los trabajadores no tuvieron tiempo de escapar de la planta en Tangerang, un centro industrial y manufacturero al oeste de Yakarta, después de las explosiones que un vecino describió como un “rugido” que se escuchó a kilómetros de distancia.
La fuerte explosión provocó la evacuación de un colegio en las cercanías. Los bomberos tardaron tres horas en extinguir las llamas que, según dijo Herman, pudieron ser causadas por un cortocircuito.