Toda la Argentina llora por lo que pasó en Nueva York. Cinco de los ocho muertos eran sus ciudadanos del vecino país, mientras que otro resultó herido. El gobierno de Macri reclama castigo para todos los autores, materiales y morales.


 

La cancillería argentina confirmó que eran sus ciudadanos los cinco fallecidos más la persona que está herida. Estaban de viaje como parte de un grupo de amigos que celebraban 30 años de egresados de la Escuela Politécnica de la ciudad de Rosario.
Esta ciudad 300 Km al norte de Buenos Aires despertó en shock. “Lo primero es la tristeza y esa sensación de que nunca le va a pasar nada a uno viniendo de Argentina, y estando lejos de las guerras y el terrorismo”, dijo a la AFP Laura Racca, exalumna Promoción 1985 del Instituto Politécnico (nivel medio).