El cantante y pianista ofreció un recital sobrio y elegante que encandiló desde el minuto uno a sus fans asentado en su repertorio más popular de los años 70 y 80.


Ahora que Elton John cumplió 70 años, ha vuelto a los buenos tiempos de concierto rotundo y lleno de grandes éxitos. A modo de anuncio de por dónde iban a ir los tiros, el espectáculo ha empezado con The Bich Is Back, (La zorra ha vuelto), un tema de los setenta cuya letra escribió su amigo Bernie Taupin para que Elton John la cantara en primera persona.

Ante las más de 15.000 personas que han llenado el Palau Sant Jordi, Sir Elton John ha escenificado la vuelta de la zorra vestido con una levita negra con lentejuelas y sentado al piano, con seguridad, elegancia y una fuerza interpretativa fuera de dudas.

Pero en el tramo final del concierto, el rock ha ganado protagonismo con Crocodile Rock y Saturday Night’s Alright for Fighting, y el público ha sentido un resorte que le ha obligado a abandonar sus asientos.

Con el público totalmente conquistado, Elton John ha abandonado el escenario y, tras unos minutos, ha vuelto para cantar un solo tema más: Candle in the Wind, la canción que le unió para siempre a la memoria de Lady Di y que ha cerrado el concierto, con el estadio en pie y las luces de los móviles en alto. EFE

 

Compartí: