Se viene otra pugna comercial entre EE.UU y la Unión Europea. El presidente de Estados Unidos afirmó que Europa ha sido injusta comercialmente con su país, lo cual ha causado temor a medidas contra productos de dicho continente y motivó una virulenta reacción de parte de los europeos.


La Comisión Europea expresó su disposición a reaccionar ante cualquier decisión de Estados Unidos que afecte a las exportaciones europeas, después de que Donald Trump amenazara indirectamente con represalias contra la “muy injusta” política comercial del bloque. “La Unión Europea está dispuesta a reaccionar rápidamente y de la manera adecuada en caso de que nuestras exportaciones se vean afectadas por cualquier medida comercial restrictiva de Estados Unidos”, dijo en rueda de prensa el portavoz del ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas.

En una entrevista a la cadena británica ITV, difundida el domingo por la noche, Trump subrayó la dificultad para su país de vender productos en la UE, cuando esta exporta hacia Estados Unidos los suyos “sin impuestos” o con “muy pocos impuestos”. “La UE ha tratado a Estados Unidos de una forma muy injusta en términos comerciales”, aseguró el mandatario estadounidense en la entrevista grabada el jueves en la localidad suiza de Davos, donde tenía lugar el Foro Económico Mundial.

Estos “problemas” con la UE, a su juicio, pueden “transformarse en algo muy grande (…) desde el punto de vista comercial”, agregó Trump, quien, en Europa, se ha enfrentado con Alemania, cuyo excedente comercial con EEUU considera excesivo.

La política comercial “no es un juego de ganadores y perdedores”, indicó el portavoz de la Comisión, asegurando que para la UE “el comercio puede y debe ser beneficioso para todas las partes”, así como “abierto”, “justo” y “basado en reglas”.

El presidente de EEUU, Donald Trump, ha iniciado una ofensiva económica contra todos sus socios comerciales con el objetivo de conseguir ventajas para su país y ha empezado a aplicar aranceles a la importación de ciertos productos.