Descargar el Audio

El presidente de Futbolistas Asociados del Paraguay (FAP), Rogelio Delgado se posicionó sobre el polémico caso que involucra al presidente del club Rubio Ñu de Luque, Antonio González y al jugador Bernardo Gabriel Caballero.


“Me da mucha pena, esto nivela totalmente para abajo a todo nuestro fútbol. Ya hemos hablado con la fiscal Teresa Martínez para hacer lo que corresponda. Con ella hemos tratado temas parecidos a éste y hemos tenido muy buenas respuestas” dijo Delgado.

“El solo hecho de fichar a un jugador no tiene que someter a una ‘cuasiesclavitud’ laboral a un trabajador del fútbol. Ésto es mucho más grave porque éste señor está en un escenario en el que puede presionar, coaccionar e incluso puede someter a menores que están en ese club. Por eso le estamos pidiendo una intervención a la Fiscalía” añadió.

Señaló que no mediaron conversación con el club. “Es un tema demasiado grande y a mí me extraña muchísimo que la APF no se haya manifestado. Acá hay un atropello por lo menos a diez artículos que rigen el fútbol mundial y eso debe interesarle al ente que regula el fútbol mundial y el otro tema es que es un riesgo para los chicos que podrían estar en el club”.

Cabe resaltar que la fiscala Teresa Martínez ya inició una investigación a raíz del caso sobre supuesta coacción sexual del presidente al jugador de la entidad.