Nueva Zelanda permitirá a los homosexuales que lo soliciten la eliminación de los registros penales de las condenas que les fueron impuestas por delitos de homosexualidad, legalizada en 1986, informaron medios locales.


Alrededor de un millar de homosexuales y familiares de otros que han fallecido podrán solicitar esta medida después de que el Parlamento neozelandés aprobara anoche por unanimidad la ley de anulación de estas condenas.

“Hace 32 años el Parlamento justamente despenalizó las ofensas que estigmatizaron a los homosexuales, de los cuales algunos de ellos vivieron hasta ahora con las consecuencias de estas condenas”, dijo el ministro de Justicia, Andrew Little, según Radio New Zeland.

El Parlamento se disculpó el año pasado por la tipificación como delito de la homosexualidad en el país hasta 1986, cuando se despenalizó el sexo consentido entre personas del mismo sexo de 16 años de edad o más.

El Gobierno de Nueva Zelanda descartó en 2016 indultar a todos aquellos sentenciados por homosexualidad antes de 1986, aunque se comprometió a considerar casos individuales.

El Parlamento aprobó en 2013 la legislación que reconoce el matrimonio entre personas del mismo sexo y se convirtió en el primer país del Asia-Pacífico y el décimo tercero del mundo en legalizar este tipo de enlaces.

Fuente: EFE