Fue durante la comunicación que mantuvieron la torre de control y la aeronave que trasladaba al líder del PT a la cárcel.


Fuera de todo protocolo, se filtró una conversación entre la torre de control y los pilotos que trasladaban al ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva desde San Pablo hasta Curitiba, donde finalmente quedó detenido. “Tirá esa basura por la ventana”, fue la polémica frase que se conoció en las últimas horas.

El escandaloso audio, que fue publicado por el diario Jornal do Brasil y el portal local R7, se desató en la noche del sábado, cuando el piloto del avión de la Policía Federal de Brasil pidió permiso para despegar desde San Pablo con el ex presidente a bordo. La respuesta fue contundente: “Llevalo y no lo traigas nunca más”, le dice un controlador de vuelo de la Fuerza Aérea.

Ante la sorpresa por la respuesta, el piloto replicó: “Vamos a respetar nuestro trabajo, hablemos de lo necesario”. Sin embargo, la advertencia no fue suficiente. “Yo respeto… pero tirá esa basura por la ventana”, agregó la torre de control.

El avión identificado como PR-AAC lo trasladaba del aeropuerto de Congonhas, en San Pablo, a la ciudad de Curitiba, en Paraná, para cumplir la orden de prisión decretada por el juez Sergio Moro.

El avión de la discordia, identificado como PR-AAC.
El avión de la discordia, identificado como PR-AAC.

Acto seguido, la voz de una mujer se sumó al diálogo y advirtió que la conversación estaba siendo grabada y que podría ser usada en su contra.

Aunque el diálogo volvió rápidamente a tomar el tono diplomático de la ocasión, la noticia generó revuelo en el país vecino, sobre todo porque la Fuerza Aérea confirmó luego la veracidad de las grabaciones. Pero no informó las identidades de los responsables del audio.

Fuente: Clarín