El máximo líder del partido FARC, Rodrigo Londoño, conocido en su época de guerrillero como "Timochenko", pidió hoy a los miembros de la antigua guerrilla "disciplina" y cautela para que haya menos homicidios.


Rodrigo Londoño, líder del partido FARC

En una carta hecha publicada en sus redes sociales, Londoño se refiere al caso de Juan Vicente Carvajal, que fue asesinado ayer en del caserío de Filipinas, en el municipio de Arauquita, fronterizo con Venezuela.

En este sentido, detalló que Carvajal salió de la cárcel gracias al acuerdo de paz y, en lugar de acceder a un Espacio Territorial de Capacitación y Reincorporación (ETCR), optó por “hacer su propia experiencia personal y con las comunidades”.

Según lo que explica Londoño, adquirió unas tierras para trabajarlas en solitario y también abrió una discoteca, una situación que considera “le situaba en alto riesgo”.

Carvajal, siempre según la carta del líder del partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), “había desempeñado un papel protagónico en los conflictos que se sucedieron en Arauca y que abrieron tantas heridas”.

En esa zona también delinquen grupos disidentes de las FARC y herederos del paramilitarismo, según Londoño, quien agregó que “sus amenazas contra” exguerrilleros “son públicas”.

Por eso, pide que los antiguos miembros de esa guerrilla “no se precipiten a sacar conclusiones rápidas” acerca de cómo los miembros del partido están “condenados al exterminio total”.

“La disciplina fue siempre necesaria para la conservación de la vida en la guerra y no se por qué algunos piensan que en las condiciones de a la reincorporación no necesitan de ella”, sostuvo.

Fuente: EFE