'Tony' es un perro que recibió múltiples golpes hace tres años, casi causándolo la muerte. Ahora el can está recuperado pero aún no perdió el miedo. El autor (Óscar Galeano Arrúa) de los golpes fue condenado a pagar una indemnización, pero el monto no cubre los gastos de la recuperación de Tony y el mismo admitió haber golpeado con un mazo al animal, fue condenado en primera instancia a indemnizar a sus dueños y ahora debe pagar por daños y perjuicios 17.408.000 de guaraníes.


Foto: UH - (Gentileza)
Tony no presenta secuelas físicas de la agresión que sufrió en octubre del año 2015, pero en un aspecto psicológicos, aún tiene miedo y le asustan mucho los ruidos fuertes.