La Secretaría del Ambiente (SEAM) dispuso la suspensión del funcionamiento de los hornos Acheson (modificados) de la compañía Archer S.A. como medida de precaución por la emisión al aire de sustancias “capaces de generar afectaciones al ambiente y a la salud de los seres vivos”.


Las fincas de la planta se ubican entre los distritos de Loma Grande y Nueva Colombia en el departamento de Cordillera. Pobladores de la zona denunciaron la presencia de gases de fuerte olor y que provocan presuntas afecciones a la salud humana y de los animales domésticos.

Funcionarios de la Dirección Técnica y de Normalización del Aire realizaron las investigaciones en el sitio y consideraron la necesidad de adoptar la medida.

La resolución de la SEAM ordena a los responsables del Proyecto, presentar, en carácter urgente, un informe detallado y resultados de análisis sobre el proceso utilizado para la introducción de oxígeno en la zona cercana al núcleo de grafito del horno.