Las autoridades colombianas hallaron cuatro cadáveres, tres de los cuales se cree pueden ser del equipo periodístico del diario ecuatoriano El Comercio secuestrados y asesinados por disidentes de las FARC liderados por alias "Guacho", según informó el presidente Juan Manuel Santos.


“Me informan que encontramos unos cadáveres que pueden corresponder a los cuerpos de los tres periodistas secuestrados y asesinados por alias ‘Guacho'”, escribió Santos en su cuenta de Twitter, donde agregó que están trabajando para verificar las identidades.

En el mismo mensaje, el mandatario reiteró sus condolencias a las familias, así como su “repudio por tan atroz crimen”. Posteriormente, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, detalló también a través de su cuenta de Twitter que los cuerpos hallados son cuatro y agregó que están trabajando para su identificación.

El Ministerio de Defensa explicó que el proceso forense terminará  en Cali, en el suroeste de Colombia, y agregó que el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) ya fue informado.

Familiares de equipo prensa irá a Colombia a confirmar identidad de cadáveres

Los familiares del equipo de prensa del diario ecuatoriano, irán a Colombia para confirmar si los cadáveres encontrados en la zona de Tumaco corresponden a los de sus parientes.

Así lo informó en rueda de prensa el fiscal ecuatoriano Wilson Toainga, con base a informaciones que le proporcionó el Ministerio Público de Colombia, luego de que se anunciara el hallazgo de los restos mortales.

En la mañana, las autoridades colombianas llevarán los cuerpos hasta la ciudad de Cali, donde se practicarán las evaluaciones forenses a los cadáveres, a través de técnicas de identificación por medio de estudios del ADN de las víctimas.

El equipo del diario El Comercio, compuesto por el periodista Javier Ortega, el fotógrafo Paúl Rivas y el conductor Efraín Segarra, fue secuestrado el 26 de marzo en una zona rural de la parroquia de Mataje, cantón de San Lorenzo, provincia de Esmeraldas, fronteriza con Colombia, a donde se desplazó para cubrir la inseguridad creciente en la zona.

Poco después el grupo disidente autodenominado “Frente Oliver Sinisterra”, liderado por Walter Patricio Arizala, alias “Guacho”, asumió la autoría del secuestro y posterior asesinato del equipo de El Comercio.

El 13 de abril, el presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, confirmó la muerte de los tres a manos de ese grupo disidente de las FARC.

Días después de conocer el asesinato del equipo periodístico se supo que el grupo disidente secuestró a una pareja de comerciantes ecuatorianos en la misma zona, una convulsa área donde operan grupos armados ilegales y proliferan los cultivos de coca.

EFE