Descargar el Audio

El titular de la Unión Industrial del Paraguay, Gustavo Volpe críticó al sector energético, al contrabando y a la falta de transparencia en las instituciones públicas en el acto inaugural de la Expo MRA 2018. “Resultaría casi grotesco que se propongan aumento de los tributos, en presencia de un gigantesco derroche de los fondos públicos, que hace rato conocemos, pero que han estallado con más vigor en los últimos meses”, dijo.


La inauguración de la XXXVII Expoferia internacional de Ganadería, Industria, Agricultura, Comercio y Servicios, en el ruedo central del campo de exposiciones de la Asociación Rural del Paraguay (ARP), en Mariano Roque Alonso se realizó en la mañana de este sábado con la presencia del presidente electo, Mario Abdo Benítez y una gran comitiva que acompañó el evento, entre los que se destacan  el presidente del Congreso, Silvio Ovelar, el de la Cámara Baja, Miguel Cuevas, y el expresidente Nicanor Duarte Frutos.

El presidente de la Unión Industrial Paraguaya comenzó la crítica cuestionando la tensión política del senado. “No puedo evitar pensar en el agudo contraste que presenta este Paraguay pujante, vigoroso y alegre que vemos en este predio ferial con la otra imagen estéril y deprimente que nos ofrece el escenario político de los últimos tiempos”, indicó.

Funcionariado Público

Además cuestionó al grueso del funcionariado público. “Todas las entidades públicas están pobladas por una legión de planilleros, que se destacan por marcar horarios de entrada y salida y dedicar el resto del tiempo a sus propias actividades”.

Sobre el punto mencionó necesario mejorar la eficiencia de la contratación y ejecución de obras públicas, privilegiando a las empresas nacionales. “Hay obras que presentan atrasos debido a la burocracia estatales que deben ser subsanados”,  expresó.

Contrabando

También se refirió al contrabando, diciendo que pareciera que nuestros compatriotas han aprendido a convivir con el contrabando y la informalidad. “Muchos ciudadanos consideran que estos males son una ventaja, ya que les permiten obtener productos de consumo a precios más bajos y así hacerlos más accesibles a los pobres”, recalcó Volpe.

“En estos días hemos visto un saludable intento de intervenir locales e incautar mercaderías en lugares donde pululan la informalidad, si esa actitud se mantiene de forma permanente y decidida sería un gran incentivo a la industria y al comercio formal”, puntualizó.

Sector energético

En otra parte de su discurso, el empresario mencionó que el gobierno entrante tendrá un gran desafío y a la vez el gran compromiso en el plano energético, considerando la renegociación del Tratado de Itaipú, que fenece en el 2023.

Finalmente destacó que urge encarar una reforma constitucional, pero antes de encararla proponen un diálogo entre el sector público, privado y la sociedad civil para plantear las transformaciones que el Paraguay necesita en materia de educación, vivienda, salud, servicios básicos y seguridad para construir un Paraguay cada vez mejor.