Paraguay en los últimos 15 años registró un crecimiento constante en la producción de carne, conquistó diversos mercados, sin embargo todos esos logros obligan al sistema a seguir avanzando en varios factores que incluyen, la genética, la nutrición y el manejo de la hacienda.


Para ir evolucionado de acuerdo a las tendencias mundiales de los mercados, tenemos la herramienta fundamental que es la tipificación de carne, la misma representa una oportunidad, primeramente para el productor y segundo para el consumidor.

La tipificación define la calidad de carcasas con criterios relevantes, explicó el Ing. Víctor Medina, director de la empresa certificadora Control Union Paraguay en una charla dirigida a socios de la Asociación Paraguaya de Criadores de Braford, realizada en el marco de la Expo Internacional 2018.

Medina manifestó que es importante que los productores unan esfuerzos para entregar haciendas que cumplan con las características deseadas, para alcanzar esos requerimientos son importantes los trabajos en genética, manejo y nutrición, no obstante la industria debe garantizar las condiciones de tratamiento de los animales desde la llegada a la planta, el proceso de faena y a su vez en la obtención del producto final.

“La carne, debe cumplir con los estándares más altos de calidad e inocuidad, el consumidor actual dista mucho de los conocimientos que antes manejaba con relación a lo que hoy día conoce sobre lo que ingiere, por ello la calidad de la carne adquiere especial relevancia en dos momentos distintos, en la compra y en el consumo relacionado nuevamente a la repetición de la compra de la carne por su calidad” dijo el profesional.

Así mismo expresó que la tipificación permite que los productores puedan dar respuestas positivas a las directrices establecidas por los diversos mercados, además ayuda a lograr una transparencia en las transacciones para el productor, la industria y el país. Durante la disertación el profesional expuso los procesos por el cual debe pasar la hacienda para la tipificación y los estándares que deben cumplir.

En otro momento compartió con la audiencia la información del primer semestre del año en cuanto a faena, en los establecimientos donde Control Union presta servicios suman más de 885 mil cabezas, de las cuales 710 mil fueron para el mercado chileno, de esa misma cifra alrededor de 45 mil cabezas corresponden a la raza Braford.

Destacó que el braford que ahora llega a faena en su mayoría son animales jóvenes, con una terminación a temprana edad dando buenas señales en precocidad y que a la vez favorecen a la calidad global de la carne, en el aspecto mayormente valorado que es la terneza.

Puso a consideración al mismo tiempo que toda la cadena debe preocuparse por la Producción Sostenible, en la cual se debe tener en cuenta la Responsabilidad Legal y Social, las Buenas Prácticas Ganaderas, aprovechando adecuadamente al medio ambiente y generar ingresos que permitan seguir produciendo.

Control Union Paraguay lleva a cabo los controles del 85% del total de animales faenados en todo el territorio nacional, con destino final al mercado local, también a Chile, Unión Europea y cuota Hilton.

Compartí: