Descargar el Audio

El diputado colorado, Ulises Quintana, pidió al pleno de la Cámara de Diputados que no lo apañe y solicitó que se le otorgue sus derechos para defenderse. "Colegas, quiero que me den las garantías para defenderme. No necesito blindaje, estoy a disposición de todos ustedes", expresó el legislador.


“Estoy aquí en honor a mi hijo porque no soy un delincuente”, dijo el legislador con una voz quebrada.

Quintana aseguró que jamás protegió a nadie, “me acusan de enriquecimiento ilícito, cuando ni siquiera cuento con una casa propia, lo que tengo es gracias a mi profesión de abogado”, manifestó. El diputado pidió a la prensa imparcialidad y objetividad. “Soy un ciudadano más, un padre de familia, una persona honesta y lo voy a demostrar”, reiteró. El parlamentario dice que es victima de un sistema perverso, en donde el Ministerio Público lo investiga “sin ninguna imparcialidad”.