Descargar el Audio

Así se refirió el abogado José Casañas Levi sobre un caso ocurrido en Ciudad de Este donde un comerciante mató a un delincuente luego de que este se diera a la fuga. Por lo tanto, el circuito cerrado determinará si el hombre actúo a consecuencia de una supuesta excitación emotiva o no.


El penalista explicó que el artículo 105, inciso tercero, establece que es un homicidio con reproche reducido, es decir la figura menciona que la legítima defensa es un permiso del Estado que otorga para repeler la agresión.

Sin embargo, las condiciones previstas del artículo 19 del Código Penal indica que uno puede defenderse de una agresión “mientras la agresión sea presente” y como segundo, viéndose la única alternativa y las maneras dadas para rechazar dicha agresión.

Casañas Levi, concluye que “el camino más legal” es que el autor reciba una suspensión condicional, y al no haber pena, se podría considerar una multa.