La Corte Internacional de Justicia (CIJ) rechazó hoy por 12 votos a favor y 3 en contra que Chile esté obligada jurídicamente a entablar negociaciones con Bolivia para que este país obtenga un acceso soberano al océano Pacífico.


En concreto, la acción judicial presentada en 2013 por el gobierno de Evo Morales ante el mentado tribunal solicitaba que se reconozcan tres puntos: que Chile tiene una obligación de negociar acceso soberano del Océano Pacífico con el vecino país; que esa obligación ha sido incumplida; y que, por tanto, esta debe cumplirse.

En esta línea, tanto el actual Presidente Piñera, como su antecesora, Michelle Bachelet, y las respectivas autoridades que han intervenido en el proceso han sido enfáticos en señalar que, en ningún caso, la decisión de la Corte Internacional de Justicia de La Haya pone en juego la soberanía sobre el territorio nacional, toda vez que en la cuestión preliminar del proceso judicial se estableció el reconocimiento del Tratado de 1904 firmado entre ambos países.