Descargar el Audio

Gabino Dagogliano, presidente del Centro de Propietarios de Panaderías del Paraguay, manifestó que ante el aumento del precio del combustible y de la canasta básica ellos también se ven en la obligación de hacer lo mismo. Exigen además al Gobierno ser proveedores del Estado y señalan posibles movilizaciones.


“Tenemos un problema grave, la suba del combustible afecta a las pequeñas y medianas empresas, somos 7 mil panaderías y estamos muy golpeados, vamos a salir a la calle, nuestro personal está mal”, sostuvo Dagogliano.

Sostuvo que se ven obligados a subir el precio de sus productos, si el gobierno no los ayuda. “Queremos que el Estado compre nuestro producto y deje de comprar de los manguruyuses amigos políticos. Estamos tremendamente afectados”, aseveró.

“Ellos compran de forma directa por eso fuimos a hablar en la SEN. Es una industria que está desapareciendo por culpa de la situación actual, muchas subas ya aguantamos y ahora no vamos a subir aunque 10% ya tuvimos que alzar”, lamentó el gramialista del sector de propietarios de panaderías.