Con apoyo técnico de la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS), Paraguay elabora un plan para fortalecer la vigilancia de leishmaniosis, es decir reducir la carga de la enfermedad, interrumpir la transmisión y disminuir el riesgo de reaparición.


La elaboración del documento inició este lunes, con la colaboración de diversos componentes del área de Salud Pública y el apoyo técnico de OPS/OMS, durante un taller realizado en el hotel Cecilia de Asunción.

La leishmaniasis se ubica dentro del grupo de las enfermedades desatendidas. Es de transmisión vectorial, puede afectar a a los animales y al ser humano. El animal actúa como reservorio, como el caso de caninos, roedores, entre otros.

El objetivo de este plan de acción para fortalecer la vigilancia, reducir la carga de la enfermedad, interrumpir la transmisión y disminuir el riesgo de recrudescencia o reaparición.

La titular del Programa de Leishmaniasis del Ministerio de Salud, Irene Benítez, sostuvo que el fortalecimiento de esta vigilancia implica todos los componentes de la enfermedad: diagnóstico y tratamiento de casos, manejo de reservorios, promoción y educación, vigilancia entomológica y trabajar en nuevas estrategias para el control vectorial, así como en la creación de leyes.

Si bien reconoció que los casos de leishmaniasis registran una disminución desde el año 2015, con el diseño de este instrumento se plantea ordenar todos los componentes, trabajar articuladamente con todos los sectores y establecer una hoja de ruta para el cumplimiento de los objetivos.

Señaló que la leishmaniasis del tipo visceral es la que presenta mayor letalidad si no cuenta con diagnóstico precoz y tratamiento oportuno.

En otro punto explicó que hasta el momento Paraguay no cuenta con una legislación para el manejo y la tenencia de canes, pero no obstante con el taller se está trabajando en un proyecto, basado en un modelo regional que será adaptado al país.

La elaboración del documento se extiende hasta este martes y para el próximo mes se prevé la culminación del documento.

Participaron en la elaboración del Plan, el Centro Antirrábico Nacional que cuenta con el componente de Zoonosis, el Laboratorio Central, Dirección de Comunicación, Senepa, Vigilancia de la Salud, con el apoyo de OPS/OMS.

En el transcurso de este año se tiene registrado en el país, 63 casos confirmados de leishmaniasis tegumentaria y 17 casos del tipo visceral y un óbito por este último, destaca el informe de Salud Pública.

Fuente: Agencia IP