Taiwán quiere invitar este año a Zhang Zhijun, jefe de la Asociación para las Relaciones a través del Estrecho de Taiwán (ARATS), organismo chino encargado de negociar con la isla, a fin de reactivar el diálogo con la parte continental.


Este año se celebra el vigésimo aniversario de una reunión entre representantes de China y de Taiwán que desbloqueó los contactos entre ambas partes, recordó hoy en rueda de prensa Kuan An-lu, vicepresidenta de la Fundación Intercambios del Estrecho (SEF), organismo paralelo a la asociación china.

“China no debería permitir que consideraciones políticas afecten a los lazos entre las dos orillas del Estrecho de Formosa”, dijo Kuan.

El encuentro entre el representante chino Wang Daohan y el taiwanés Koo Chen-fu, que tuvo lugar en Shanghái en 1998, sirvió para reiniciar los interrumpidos contactos entre los dos lados, una situación similar a la actual.

Pekín interrumpió los contactos en 1995, tras un viaje del entonces presidente taiwanés Lee Teng-hui a Estados Unidos, y en 2016, tras la subida al poder de la presidente, Tsai Ing-wen, que abandonó el Consenso de 1992 (según el cual China continental y Taiwán forman parte de una sola China).

Desde que Tsai rechazó reconocer dicho consenso tras asumir su cargo, Pekín ha respondido con un creciente cerco diplomático e intimidación militar de Taiwán y con un recorte tanto de los turistas chinos a la isla como de la importación de productos agrícolas.

Los dos organismos, ARATS y SEF, son organismos delegados por sus respectivos gobiernos con la tarea de negociar entre ambas partes, en especial, sobre temas pragmáticos de los contactos.

La primera reunión entre jefes de los organismos se produjo en Singapur en 1993 y fue el primer contacto directo entre representantes de China y Taiwán desde 1949.

Fuente: EFE