El exobispo de la ciudad chilena de Valparaíso, Gonzalo Duarte, que hoy declaró ante la Fiscalía regional de O'Higgins, en calidad de imputado por el delito de supuesto encubrimiento de abusos sexuales a menores, reconoció "que existe una cultura de encubrimiento".


Duarte llegó hasta el recinto a las 10.45 hora local donde fue recibido por el fiscal Sergio Moya, quien durante 50 minutos recibió las declaraciones del religioso en el marco de la investigación que lidera el fiscal Emiliano Arias.

En declaraciones a la prensa a la salida de esa audiencia, el religioso reconoció que existe una cultura del encubrimiento “(aunque) no solo al interior de la Iglesia, sino que en otras instituciones”, las que no quiso especificar.

El sacerdote admitió que “es algo terrible, espantoso”.

“Hemos pedido perdón y volveremos a pedir las veces que sea necesario”, agregó.

Según el religioso, él nunca guardó alguna denuncia: “Todas las puse en conocimiento”.

El cura se refirió a las acusaciones que hay en su contra por presuntamente encubrir los abusos sexuales por los que fue denunciado el excapellán castrense Pedro Quiroz.

“La denuncia contra elexcapellán vino el 2000 o 2001 y yo ya no era obispo castrense. Las denuncias son posteriores a mi salida del Obispado Castrense. Yo soy inocente”, enfatizó.

El exobispo fue denunciado, entre otros, por los exseminaristas Sebastián del Río y Mauricio Pulgar, como encubridor de los delitos de abuso de diversos sacerdotes, así como por los presuntos abusos sexuales, de poder y conciencia que ejerció sobre ellos durante el lapso que fue obispo en Valparaíso, a 120 kilómetros al noroeste de Santiago.

Duarte presentó su renuncia ante el papa Francisco, quien aceptó su alejamiento como líder de la Diócesis de Valparaíso, sin perder su calidad de obispo.

Según datos de la Fiscalía Nacional de Chile, actualmente hay 119 investigaciones en curso contra 167 personas relacionadas con la Iglesia imputadas por abusos sexuales y 178 víctimas, de las que 79 eran menores de edad al ocurrir los hechos.

Fuente: EFE