Desde la Dirección de Meteorología anuncian una jornada con un ambiente cálido, cielo mayormente nublado y vientos variables. Se esperan además precipitaciones dispersas con una mínima de 21 Cº y una máxima de 28 Cº.


Indican que el tiempo inestable persistiría sobre nuestro país durante las próximas horas, con elevada probabilidad de que se registren precipitaciones y ocasionales tormentas eléctricas en todo el país.

Para mañana viernes también se esperan las mismas condiciones en cuanto a las lluvias y tormentas eléctricas. A partir del sábado, las lluvias se limitarían al norte del país, mientras que en el resto la probabilidad de lluvia disminuiría a partir de las primeras horas del día.

En cuanto al ambiente, se espera que debido a la cobertura nubosa y a las precipitaciones, las temperaturas no asciendan mucho, propiciando a un ambiente predominantemente cálido; a partir de la noche del viernes, con el viento rotando al sector sur, el ambiente se empezará a tornar fresco al final de la jornada e inicio del día sábado, a cálido por la tarde en todo el territorio nacional.