Con una picardía única, mucha simpatía y mucha fuerza, el cantante británico Robbie Williams se presentó este jueves por primera vez en Paraguay en el marco del Personal Fest en el Jockey Club de Asunción.


La fiesta inició temprano, con los argentinos Indios, Nathy Peluso. Se sumaron también los paraguayos Kita Pena, EEEKS y Paiko como antesala de otro de los platos fuertes de la noche, los Auténticos Decadentes.

Los argentinos pusieron a bailar a un eufórico público que los recibió como si fuera la primera vez que los ve y que se rindió completamente a la murga y el carnaval de fiesta que crean en escena con sus temas ya clásicos del repertorio latinoamericano.

A las 23:05, puntuales de acuerdo al horario anticipado por los organizadores, las luces se apagaron del lugar para dar inicio al verdadero hot time de la noche. Un impresionante juego de luces, sonidos, ocho músicos, tres coristas y seis bailarinas acompañaron al cantante vestido peculiarmente con una falda al estilo escocés.

DrkJOg2X4AEREwk

Bromeó durante las dos horas del show, interactuó con el público, habló en guaraní, recordó a Prince, David Bowie, Bon Jovi y su banda bromeó con el éxito de Village People, “YMCA”. Además, cantó “Freedom”, la icónica canción de su compatriota, George Michael.

Seguían las sorpresas en la noche que todavía tenía mucho por delante, en medio de la euforia preguntó si alguna de sus fanáticas quería tener una cita con él, el público estalló y tras una pequeña prueba a una fan, la subió al escenario para interpretar románticamente una de sus baladas. Besos, fotos y abrazos se llevó Fio, la afortunada fan.

DrkJcNjXgAAMCOW

Posteriormente, presentó a su “Daddy”, y es que su padre Peter Williams, también es cantante y lo acompañó a entonar su clásico, “Better man”. Otro momento cumbre de la noche fue cuando interpretó su emotivo “She’s the one”, dedicándolo a otra fan, llamada Evelin.

Los hitos Feel, Rock Dj y Angels llegaron para cerrar la primera presentación de uno de los más destacados frontman de esta era. Concluyó la noche cantando, otra vez, a capella los coros de Feel y Angels, mientras las luces se apagaban y él desaparecía del escenario.

DrkJbwlX4AA3S5I