El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) anunció hoy la aprobación de un crédito de 125 millones para Paraguay destinado a respaldar el plan de modernización de Acaray, que está a punto de cumplir 50 años.


El Programa de Rehabilitación y Modernización de la Central Hidroeléctrica Acaray, ubicada en el sureste de Paraguay, contribuirá a extender la vida de la central, mejorando su disponibilidad e incrementando su capacidad de generación, indicó el BID en nota de prensa.


Con los fondos, agregó, “se financiará el diseño, fabricación, suministro e instalación de la infraestructura eléctrica y electro-mecánica de la central, incluyendo la instalación de dos nuevas turbinas y generadores, además de dos transformadores, y la readecuación de los equipos de la subestación de alta, media y baja tensión”.

Asimismo, las inversiones tendrán como objetivo mejorar la infraestructura de las obras civiles de la central, y la rehabilitación de los vertederos de las represas de Acaray e Yguazú, con que se reforzará la seguridad de operación de ambas presas.

Acaray es la única central hidroeléctrica enteramente propiedad de Paraguay.

Con el programa se espera mejorar la sostenibilidad del servicio de energía eléctrica, impulsar las energías renovables y evitar al mismo tiempo emisiones de CO2.

El crédito del BID tiene un plazo de amortización de 24 años con un período de gracia de 6 años y medio, y cuenta con una contrapartida local de 20,2 millones de dólares. EFE

Compartí: