El izquierdista Andrés Manuel López Obrador, que asumió hoy la Presidencia de México, afirmó que durante su mandato (2018-2024) luchará contra la "inmunda corrupción pública y privada", durante su primer discurso a la nación tras su investidura.


Afirmó que en los últimos 36 años ha predominado una “inmunda corrupción pública y privada” en México y que ahora, dentro de un cambio de “régimen político”, combatirá para devolver la tranquilidad al país.

“Nada ha dañado más a México que la deshonestidad de los gobernantes”, añadió minutos después de recibir la banda presidencial del jefe de Estado saliente, Enrique Peña Nieto, en una ceremonia celebrada ante el Congreso de la Unión.

Fuente: EFE

Compartí: