El lunes funcionarios del Ministerio del Ambiente (Mades) y el Instituto Forestal Nacional (Infona) conformaron una mesa de trabajo con el fin de evaluar la situación actual de deforestación existente en el Chaco paraguayo.


Esta evaluación se pretende realizar mediante el sistema de información geográfica y de mapeo con el cual se obtendrá imágenes satelitales que permitirán identificar y cuantificar en que zonas se están dando con mayor fuerza estas deforestaciones.

En ese sentido la directora de Impacto Ambiental del Mades, Carolina Pedrozo, dijo que mediante el trabajo en conjunto entre ambas instituciones se podrá analizar y proponer una estrategia de desarrollo que sea realmente sostenible.

En cuanto a las obras que se plantean desarrollar en la zona del Jardín Botánico de la ciudad de Asunción, sostuvo que las mismas cuentan con la declaración de impacto ambiental, además de un plan de mitigación a los posibles impactos medio ambientales que pudiesen surgir.

“Se va a realizar el rescate de los árboles que tienen un valor en nuestra área de distribución natural como lo son el tajy o un yvyra pytã que tienen un valor en el ecosistema y en la biodiversidad”, resaltó.

En ese sentido sostuvo que habrá una organización no gubernamental que estará monitoreando y hará el seguimiento para que se cumpla el Plan de Mitigación Medioambiental.  “También hay que tener en cuenta que la conservación del medio ambiente no solo es responsabilidad de las autoridades y de las instituciones, sino de la sociedad toda y desde cada rol que nos toca cumplir”, afirmó.

Reconoció que el Paraguay es un país que no tiene elevados índices de contaminación ya que el país se encuentra muy incipiente en lo que respecta a la industrialización por lo que es necesario desde ahora apuntar a aplicar tecnología limpia y sostenible, concluyó.

Fuente: Agencia IP

Compartí: