Nacional tratará de lograr una remontada épica el miércoles en el partido de vuelta de la primera fase de la Copa Libertadores ante el Delfín ecuatoriano, que consiguió una cómoda victoria en la ida tras imponerse por un parcial de 3-0, lo que le sitúa con pie y medio en la segunda ronda.


Nacional no llega en un buen momento a la decisiva eliminatoria, después de que el pasado sábado perdiera en su partido liguero frente a Guaraní por 2-0.

Por su parte, Delfín cuenta con la ventaja de que la liga de su país todavía no ha comenzado, por lo que su plantilla ha tenido toda la semana para recuperarse físicamente y preparar la eliminatoria.

El técnico del “Cetáceo”, Fabián Bustos, no podrá contar todavía con el centrocampista uruguayo Bruno Piñatares que aún no se ha recuperado de una lesión.

Para conseguir la remontada, Nacional tendrá que enmendar algunos de los errores que le condenaron en el partido de ida, cuando recibió los dos primeros goles en apenas 13 minutos.

Está además obligado a salir al ataque desde el inicio del partido, con el riesgo de que un gol de Delfín sentencie definitivamente la eliminatoria.

A Delfín le basta con lograr la misma solidez defensiva que en el encuentro del estadio ‘Jocay’ para dejar de nuevo a cero su portería y sellar el pase.

El ganador de la eliminatoria se enfrentará al Caracas venezolano en la segunda fase de la competición, de nuevo a doble partido, con el objetivo de avanzar hasta la tercera ronda que da acceso a la fase de grupos. EFE

Compartí: