El Proyecto de Desarrollo Rural Sostenible (Proders) del Ministerio de Agricultura y Ganadería desde su implementación en el año 2011, implementa trabajos con 180 asentamientos indígenas para el desarrollo social, ambiental y agrícola.


El coordinador de Proyectos Indígenas del Proders, José Luis Rodas, señaló que los trabajos se han realizado en los departamentos de Concepción, San Pedro, Canindeyú, Caaguazú, Caazapá y Guairá. En 8 años de proyectos se alcanzaron a unas 7.000 familias.

Destacó que el programa se centra en el desarrollo social, productivo y ambiental de las comunidades. Citó programas sociales de mejoramiento del sistema eléctrico y de provisión de agua potable; así como apoyo en la compra de animales mayores y menores y producción de rubros agrícolas de autoconsumo. En el sector ambiental, citó programas para conservación de suelo y recuperación de cauces hídricos.

El programa de apoyo a comunidades indígenas inició en el año 2011 en San Pedro y Caaguazú, En el año 2015 se incluyeron los demás departamentos, para el proyecto que culminará en noviembre de este año, puntualizó Rodas.

Pese que aún no se cuenta con la evaluación oficial del proyecto, se observan avances importantes en áreas como la producción agrícola, como es el caso de la comunidad Vy’a Pave de Concepción que cosechó unos 1.000 kilos de tomate y locote, refirió.

El Proders es impulsado por el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) financiado por el Banco Mundial (BM), para el desarrollo rural de comunidades campesinas e indígenas. De estos fondos se destinaron unos US$ 15 millones para el proyecto de comunidades indígenas, de los cuales se invirtieron unos 10 millones.

“Tenemos un componente de asistencia jurídica, donde impulsamos la titulación de tierras de 26 comunidades,  desde 2011 hasta el 2019, trabajo conjunto entre el MAG y el INDI” agregó.

Fuente: Agencia IP

Compartí: