Continuando con el objetivo de mejorar el servicio de agua potable en las zonas afectadas con falta de agua o poca presión en la distribución, la Essap S.A., habilitó un pozo de 149 metros de profundidad sobre la calle German Fretes entre Juan Rótela y Choferes del Chaco del barrio Santa María de San Lorenzo.


La habilitación de este pozo, que tiene una producción de 60 m3/hora de agua potable, se da para abastecer aproximadamente a 30.000 personas, que forman parte de los cuatro barrios beneficiados, Santa María, Villa Laurelty, Santa Lucía y San Juan Calle’i de la ciudad.

Con un diámetro de 14 ¾” de perforación y entubado con caños de 8” de tipo geomecánico, con engravado en el espacio anular con grava silícea seleccionada y la instalación de una bomba de 30 HP, este pozo está en funcionamiento desde el pasado día Sábado 23 de marzo, gracias a un trabajo coordinado entre la Gerencia Técnica, la Gerencia de Redes de Agua Potable y la Gerencia de Operaciones de la Essap.

Compartí: