C.F. deberá cumplir una pena carcelaria de 17 años, tras ser hallado culpable por un Tribunal de Sentencia por los hechos punibles de coacción sexual y violación, y abuso sexual en Personas Indefensas, del cual resultó víctima su hija adolescente con discapacidad mental.


Además de la prisión suspensiva, fueron condenados al pago a favor del Estado Dominicano, indemnización a favor de los querellantes y al cierre definitivo del taller

La Fiscalía, representada por la agente fiscal Sonia del Carmen Sanguines Bidondo, de la Unidad Penal N° 2 de la Regional de Concepción, había requerido en su alegato final del juicio oral y público, la pena de 20 años de privación de libertad para el acusado.

Las pruebas técnicas médico-psicológicas reproducidas por esta representación fiscal fueron valoradas por el Tribunal de Sentencia, por lo que se demostró la responsabilidad de F.G. en el caso. Según informes elaborados por profesionales especializados existieron indicadores de abuso sexual en la adolescente.

El Colegiado de la Circunscripción Judicial de Concepción, estuvo presidido por el juez Fulvio Manuel Salinas, e integrado como miembros titulares por los magistrados Richard Alarcón e Hinorina Acosta.
El hecho se registró en el interior de un domicilio de la ciudad de Concepción en setiembre del año 2015.

Fuente. Ministerio Público

Compartí: