araguay y Brasil culminaron un operativo de doce días en el que se incautaron 116 toneladas de marihuana y se destruyeron cultivos de esa droga con una extensión de 338 hectáreas en diversos puntos del departamento de Amambay, informaron este viernes las autoridades.


El operativo Nueva Alianza, con participación de la Policía Federal de Brasil y el apoyo por aire de la Fuerza Aérea Paraguaya, se desarrolló en el marco del acuerdo de ambos países para combatir el narcotráfico a nivel regional, según el comunicado de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad).

Durante el mismo se incautaron también unos 2.000 kilos de semillas de cannabis en 140 campamentos rudimentarios que fueron descubiertos y en los cuales se hacía el acopio de la droga.

En los campamentos, que fueron destruidos, se hallaron trece prensas hidráulicas para el empaquetado de la droga, añadió la fuente.

De acuerdo con la Senad, los cultivos destruidos, un total de 153 parcelas, habrían producido alrededor de un millar de toneladas de marihuana de haberse llegado a la etapa de cosecha.

El operativo tuvo como escenarios zonas boscosas de diferentes distritos en el departamento de Amambay, frontera con Brasil.

A finales del mes pasado, agentes antinarcóticos de la Senad se incautaron de 13,5 toneladas de marihuana en un operativo en ese mismo departamento.

En el mismo quemaron destruido 151 hectáreas de cultivo de cannabis, durante diez días de operativo.

Paraguay es el mayor productor de marihuana de Suramérica y Brasil es el principal destino de esa droga.

En 2018, la Senad acometió 601 operativos relacionados con el tráfico de marihuana que se saldaron con unas 5.000 toneladas sacadas de circulación, entre incautaciones y hectáreas de cultivo destruidas.

La Senad realizó en ese ejercicio 601 operativos, en los que también se incautaron 768 kilogramos de cocaína, cerca de 30.000 dosis de crack y más de 32.000 pastillas de éxtasis, con un total de 448 detenidos en todos esos procedimientos.

Fuente: EFE

Compartí: