El Embajador de Uruguay en Paraguay Federico Perazza y Uruguay Wine realizaron una degustación de vinos uruguayos Tannat, en el marco de la celebración mundial de la Semana del Tannat, este miércoles 10 de abril en el Restaurant Alma (Prof. Emiliano Gómez Ríos 1085).


Uruguay cuenta con 6.500 hectáreas cultivadas y cosechadas a mano, por unos 900 vitivinicultores, y unas 190 bodegas de matriz familiar y larga tradición.

La vitivinicultura uruguaya encontró en el Tannat su carta de presentación, siendo la cepa insignia de nuestro país, la cual fue introducida en el país hacia 1870 por el inmigrante vasco Pascual Harriague, desde el sudoeste de Francia.

Desde 2016 el Instituto Nacional de Vitivinicultura del Uruguay (INAVI) estableció el 14 de abril como Día del Tannat y a esa semana, la Semana del Tannat, de modo de homenajear a Harriague –quien falleció el 14 de abril de 1894 en la ciudad de Bayona, Francia-.

El aporte de Harriague a la vitivinicultura uruguaya fue tan importante que por más de 100 años a la variedad Tannat se la conoció como Harriague. No fue hasta la década del 80 del siglo XX que, al comenzar el proceso de reconversión de los viñedos nacionales, se volvió a hablar de Tannat.

En la actualidad, Uruguay es el único productor en el mundo donde existen cantidades significativas de esta variedad en relación a su superficie total de viñedos, por más que otros países de Sudamérica, Norteamérica, Europa y Oceanía vienen incorporando en sus viñedos esta variedad, señal que el Tannat está, quizás como nunca, expandiendo su importancia en el mundo.

Una de las razones que explica la alta calidad de los vinos uruguayos radica en la ubicación del país, con una situación geográfica privilegiada entre los paralelos 30 y 35, un clima marítimo con influencias del Atlántico y suelos calcáreos y ricos en arcilla. Asimismo, el clima de Uruguay favorece la producción de vinos de calidad debido a la amplitud térmica y las noches frescas del verano, al tiempo que existen heladas poco frecuentes durante el invierno, lo cual permite períodos de crecimiento mayores y una maduración más gradual, favoreciendo el desarrollo de aromas y sabores.

El Tannat constituye casi la mitad de las variedades de vinos tinto en Uruguay (49%), seguida por el Merlot (19%), Cabernet Sauvignon (10%) y Cabernet Fanc (7%).

En otro orden, para el presente año se estima que Uruguay complete el ciclo de trazabilidad total de su producción vitivinícola, convirtiéndose en el primer país del mundo donde la tecnología garantice la calidad de la producción nacional desde cualquier punto del planeta.

Actualmente el vino uruguayo se exporta a más de 47 mercados, provenientes de 45 bodegas diferentes. Del total de producción, el 58% es destinado a Sudamérica, el 19% a América del Norte y el 18% a Europa.

Paraguay es un destino en crecimiento de los vinos uruguayos. Durante 2018 se registraron más de USD 200.000 de importaciones FOB, lo cual significó un crecimiento de 124% con respecto al año anterior. Asimismo, en los últimos dos años, las importaciones de vinos uruguayos a Paraguay se han multiplicado por 10, lo cual denota la gran aceptación del público guaraní por nuestros vinos y el amplio margen de crecimiento que representan.

El Tannat es el vino tinto más saludable, por los altos niveles de polifenoles y reseveratrol. Por lo tanto, los invitamos a degustar esta cata de seis variedades de vino Tannat uruguayo.

Compartí: