El Ministerio de Salud inició la distribución de 10 toneladas de medicamentos para los centros de salud del departamento de Ñeembucú, afectado por las fuertes lluvias del viernes pasado.


La distribución inició este sábado por la tarde para hospitales, Unidades de Salud Familiar, así como dispensarios médicos ubicados en 22 albergues habilitados.

El departamento sufrió una intensa lluvia el viernes pasado, llegando a cerca de los 400 mm de  acumulado en la ciudad de Pilar.

Tras la inundación, se inició un operativo de asistencia para la comunidad a cargo de las instituciones del Estado, coordinada por la Secretaría de Emergencia Nacional.

En primera medida se enviaron 14.000 kg de alimentos y 10 motobombas para ayudar con el desagote de la ciudad, que quedó en un 80% bajo agua.

Fuente: Agencia IP

Compartí: