Descargar el Audio

Un grupo de ciudadanos de Jesús de Tavarangue se constituyó, desde hace cuatro días, frente a la municipalidad de dicho de distrito para exigir la renuncia e imputación del actual intendente Hernán Schlender (ANR) por supuesto daño patrimonial. La ciudadanía continuará indefinidamente con esta medida.


Al respecto, el concejal de dicha localidad del sur del país, Juan Antonio Ahner, manifestó que en junio pasado, el contralor General de la República, Camilo Benítez, denunció ante la Fiscalía un posible daño patrimonial con dinero del Fondo Nacional de Inversión Pública y Desarrollo (Fonacide) por G. 7.418 millones en Jesús de Tavarangue.

Señaló a su vez que primeramente recurrieron a la Cámara de Diputados, presentando documentos que respaldaban sus denuncias, pidiendo la intervención del municipio pero que esto no prosperó. “Cansados tuvimos que reanimar fuerzas, analizar documentos, tuvimos el eco correspondiente en la Contraloría, aplaudimos el valor del contralor que nos acompaño”, expresó.

 

Compartí: