El juez Miguel Palacios resolvió hacer lugar al amparo presentado por el defensor del Pueblo Miguel Godoy, en contra de la Asociación de Taxistas de Asunción.


Dicho amparo ordena a la Policía Nacional para que a  través de sus respectivas reparticiones proceda a resguardar y garantizar la libertad laboral de los conductores de las empresas MUV y Uber, en lo referente a la integridad física como la de sus bienes materiales y la de sus pasajeros.

Desde hace tiempo se viene generando roces entre los taxistas y los conductores de las mencionadas plataformas, como fue el caso donde los taxistas sitiaron la terminal de Asunción, buscando identificar a los conductores que prestaban servicios para MUV y Uber, y retiraban a los pasajeros del sitio. En esa oportunidad la gente en el lugar no pudo ni salir ni ingresar.

Fuente: Judiciales.net

Compartí: