Un individuo enmascarado, armado y con gasolina, mantuvo este martes como rehenes a los pasajeros y al conductor de un autobús en la ciudad brasileña de Río de Janeiro, a los que amenazó con incendiar el vehículo automotor desde su interior. Después de más de 3 horas de asedio, las fuerzas de seguridad abatieron al hombre armado.


Río de Janeiro: El secuestrado se mantuvo enmascarado en todo momento. Cuando bajó del bus, mostró su rostro. (Globo.com)

La información indica que se desconoce los motivos del secuestro. Sujeto tiene bidones de gasolina y amenaza con prender fuego el vehículo.

El suceso, que comenzó a las 5.30 de la mañana hora local, ocurrió sobre el emblemático puente Río-Niteroi, que comunica esas dos importantes ciudades de la región metropolitana de Río de Janeiro y provocó un gran embotellamiento de tráfico desde las primeras horas de la mañana.

La portavoz de la Policía de Carreteras Federal, Sheilla Sena, dijo que según los primeros testimonios el hombre se identificó como policía militar, “poniendo a los pasajeros en peligro al amenazarlos que iba a incendiar el autobús, pero se desconoce cuál es el propósito real”.
Compartí: