La Fiscalía logró condenar a 29 años de cárcel para un  padrastro que abusó y torturó a su hijastra de 1 año y 8 meses y el Tribunal dio solo 4 años de cárcel para la madre. 


Las agentes fiscales Nohelia Naumann y Lissa Ruiz Díaz, sostuvieron con suficientes elementos probatorios la acusación durante un Juicio Oral y Público, en el que un Tribunal condenó a 29 años de pena privativa de libertad al padrastro de nacionalidad chilena, al ser hallado culpable como autor del hecho punible de Homicidio Doloso, Abuso Sexual y Maltrato en Niños y a solo 4 años de pena privativa de libertad a la madre, al ser hallada culpable del hecho punible de Violación del Deber de Cuidado o Educación. Resultó víctima fatal una menor de 1 año y 8 meses, hija de la mujer.

Las representantes del Ministerio Público solicitaron 30 años de cárcel para el padrastro. Asimismo se solicitó 12 años de cárcel para la progenitora, considerando que las lesiones de la víctima estaban expuestas a simple vista, lo que resulta imposible que la madre no se hubiera percatado de los hechos violentos a los que era sometida su menor hija. El Tribunal de Sentencia estuvo presidido por la jueza Liz Ramírez, e integrado por los miembros titulares, magistrados Javier Sapena y Leticia Fracci.

El hecho ocurrió el 29 de abril de 2016, cuando la niña fue llevada por su padrastro hasta el hospital de Mariano Roque Alonso sin signos vitales. La autopsia practicada a la víctima dictaminó que la causa de muerte se debió a un shock hipovolémico, hemorragia intraperitoneal y laceración hepática. Es decir tanto los pulmones como el hígado fueron lastimados por los golpes. También se comprobó que fue abusada sexualmente y de manera sistemática, con lesiones anteriores y recientes al momentos del hecho.

Compartí: