Descargar el Audio

La Senadora del Frente Guasu, Esperanza Martínez, se refirió en torno a las manifestaciones y conflictos políticos vividos en los países vecinos. Comentó que esto es reflejo del hartazgo de la gente ante la ausencia de derechos elementales como salud y educación y "la concentración de riquezas en pequeñas élites".


La senadora puntualizó que el ejemplo concreto de rabia ciudadana es Chile, ya que sostiene que el modelo neoliberal de política y economía solo favoreció a una pequeña élite, dejando de lado los derechos básicos del pueblo.

“Esta política económica neoliberal, ha sido muy buena para aumentar riqueza, así también es buena en concentrar riquezas en pequeñas élites, produciendo grandes diferencias sociales y una demanda en su complimiento”, expresó.

Indicó que la falta de acceso a una buena salud, a la educación y la acumulación de injusticias desató la rabia, intolerancia y necesidad de cambio motivó a los chilenos a salir a las calles.

Comentó, además, que ve más lejano que se reflejen las movilizaciones en Paraguay, ya que nuestro país se ha caracterizado por ser conservador y de pocas manifestaciones por la ausencia de grandes movimientos sindicales y sociales.

Por otro lado, argumentó que la Organización de Estados Americanos (OEA) es imparcial en pronunciarse solo en el caso de la reelección de Evo Morales y no en las múltiples irregularidades en los procesos electorales paraguayos demandados.

“Acaso acá en Paraguay no se fraguan las elecciones, acá no se fabrican actas irregulares, funcionarios electorales no se vende públicamente y otras irregularidades y la OEA nunca se pronunció”, expresó.

Por último, reconoció que la predisposición de Mario Abdo Benítez a brindar asilo político al expresidente boliviano fue el primer gesto demócrata desde su asunción al cargo.

Compartí: