En su séptima edición y con la participación representantes de los sectores público y privado, fue lanzado el informe “La eficiencia del Gasto Público y su relación con la informalidad”, un documento que evidencia, por ejemplo, que el Estado gasta en papelería mucho más de lo que invierte en el Instituto Nacional del Cáncer o el Ministerio de la Niñez y la Adolescencia.


• Economía informal aumentó tanto en cifras porcentuales, como en números absolutos.
• Presupuesto de Instituto Nacional del Cáncer es menor a ejecución en Productos de papelería.
• Exceso de gasto púbico podría reorientarse al sector energético.
Derroches en el gasto público y una Economía Subterránea que alcanza USD 16.522 millones, son algunos datos revelados en el Informe Anual de PRO Desarrollo. La Asociación también advierte sobre posibles efectos negativos en la implementación de la Reforma Tributaria.

En el enfoque sobre la calidad del gasto público, Sebastián Acha – Director Ejecutivo de PRO Desarrollo, señaló que la mejor forma de comprender su calidad y eficiencia es hacer comparaciones: “Podemos citar que en lo se refiere a productos de papel, cartón e impresos el Presupuesto 2018 destina Gs. 81.453.587.798, siendo estos elementos prescindibles a partir de la validez de la firma electrónica, sin dejar de mencionar el costo ambiental que conlleva la utilización de dicho material” sostuvo. También cabe destacar que dicho monto es casi el mismo que el PGN destina nada menos que al Ministerio de la Niñez y la Adolescencia Gs. 74.983.022.389 y para el Instituto Nacional del Cáncer  Gs. 87.617.539.953 lo cual denota una falta de previsión y priorización en las inversiones desde el Estado hacia los sectores más carenciados.

Otro importante dato revelado es el  tamaño de la economía informal en Paraguay  que equivale al 40.3 % del PIB. Según cifras oficiales del Banco Central del Paraguay, el PIB asciende a USD 40.967 millones, por lo que el tamaño real del Producto Interno Bruto podría rondar a los USD 57.489 millones si los esfuerzos por la formalización se enfocan en la inclusión de las personas que hoy están fuera del sistema. “Si queremos generar mayores oportunidades para las futuras generaciones, combatir la pobreza y actuar de forma directa a favor de la sociedad, debemos ser parte de esa solución”, se lee en el Informe.

Reforma Tributaria, ¿era necesaria?

PRO Desarrollo formuló un cuestionamiento sobre la Reforma Tributaria aprobada este año, que aumenta las exigencias a aquellos sectores formalizados, en lugar de aunar esfuerzos por reducir el tamaño de la Economía Subterránea.

Mientras no se mejore o transparente la eficiencia del gasto público, y ante la previsible situación de estancamiento económico, una Reforma Tributaria podría desalentar a aquellos paraguayos que ya están formalizados, advierte el Informe.

Inversiones en el sector energético: una potencial solución.

PRO se ha formulado este año como una hipótesis, seleccionar un sector en el cual la inversión sería eficiente. Elegimos el sector energético, que ha estado muy en boga en estos últimos meses” señaló Acha.

Según el Balance Energético Nacional 2018 (BEN 2018), elaborado por el Viceministerio de Minas y Energía (VMME), Paraguay tuvo una producción primaria de energía de 9.867 ktep (kilo tonelada equivalente de petróleo), mientras que el consumo energético fue de alrededor de 6.542 ktep. De acuerdo a estas cifras, e inclusive considerando las pérdidas inherentes a la transformación y transporte, y al consumo propio de las centrales de generación, el país podría abastecer la totalidad de su consumo con su producción energética primaria, y aún así tendría un superávit energético del orden de los 1.500 ktep.

En los últimos años, el total de pérdidas rondó el 26% de la energía neta entregada. Solo en 2017, las pérdidas en el sistema de distribución, que incluirían la mayor proporción de pérdidas “no técnicas”, fueron alrededor del 20% de la energía neta entregada, es decir, casi un 77% del total de pérdidas.

Conclusiones del informe

Debilidad Institucional que se manifiesta en escasa rigurosidad en los controles para el cumplimiento de las obligaciones empresariales.

Amplias zonas fronterizas altamente vulnerables tanto para la salida como la entrada de mercaderías que evaden los impuestos.

El crecimiento del PIB, que en el año 2017 ha crecido 4,7%; sin embargo, la región se ha contraído, especialmente Brasil que experimentó una caída importante en su economía nacional y así como también la Argentina. Pese a ello, Paraguay se mantuvo estable en sus indicadores macroeconómicos. El elevado tamaño de la economía informal sin dudas es el resultado de factores estructurales.

Es importante destacar que el valor de la Economía Subterránea se mide como una porción del tamaño  del PIB. No se puede dejar de recordar que ésta encierra mucho más que el comercio fronterizo; implica además lavado de dólares, tráfico de drogas prohibidas, piratería, etc. y que estas actividades una vez enraizadas en un país forman parte de fenómenos estructurales que requieren medidas drásticas para su erradicación

Fuente: Economía Virtual.py

Compartí: