Helados, abundante agua y baños refrescantes hacen parte de "Frescura Salvaje", una actividad que los conservadores del Parque Zoológico Santa Fe de Medellín están aplicando en los animales para combatir la ola de calor.


Durante el fin de semana, además de recibir los alimentos habituales de su dieta, el menú fue enriquecido con paletas de frutas, carne y vísceras, en el caso de los carnívoros, para disminuir el impacto de las altas temperaturas.

El médico veterinario y zootecnista Julio Oyola Ceballos, jefe del Departamento de Biodiversidad de «Zoo Santa Fe», explicó a Efe que el propósito de estas jornadas es «bajar los niveles de calor que se pueden presentar en todas las especies».

Los micos fueron los primeros en ser refrescados con helados con trozos de frutas ubicados estratégicamente en sus jaulas y que disfrutaron ante la mirada del público.

En el caso de los osos de anteojos, además de recibir abundantes paletas, fueron «estimulados» por los conservadores con coloridas pelotas para que entraran con más frecuencia en las piscinas y los asistentes los vieran disfrutar de un baño.

Mientras los bisontes recibieron mangos congelados y los mono araña jugaron en una piscina con flores y hojas; los hipopótamos se deleitaron con enormes helados de sandía y con baños de agua fría para mitigar el impacto del calor que presenta Medellín por estos días.

Fuente: EFE

Compartí: